Esta exposición tiene corazón tex-mex, fusión entre lenguaje local e íconos de carácter internacional que reflejan lo aparentemente inconexo, pero al momento de encontrarnos con el arte de Taquitojocoque nuestras experiencias se enlazan en una historia cercana. ¿Qué visión tenemos de un mundo donde las imágenes no paran de habitarnos? Taquito responde con símbolos de la cultura popular como forma decisiva de anunciar que todes somos iguales: todes necesitamos ser amados y todes debemos ser amables con los demás, motivo por el cual una popular gatita es recurrente en su obra.